Fiestas de Elorza fortalecen el folclor apureño *

*Publicado en el Diario 2001

Con más de cincuenta años de tradición, las fiestas patronales de la población de Elorza son una manifestación de la cultura llanera. Habitantes y visitantes podrán disfrutar de los toros coleados, las riñas de gallos y los festivales de canto y copleros durante cinco días de festejos

Indira Rojas

En las fiestas se realizan presentaciones de joropo. Foto Fundación Fiestas en Elorza

El 15 de marzo hay fiesta en Apure, en la localidad de Elorza, y no será hasta el lunes 19 que los llaneros retomarán sus tareas cotidianas y regresarán los turistas a sus casas. En esta parroquia del Municipio Rómulo Gallegos huele a tierra y a morichal, se saborea en el aire la carne en vara, y se siente en el cuerpo el barro y el calor. Se siente el llano, y durante las Fiestas Patronales de Elorza su presencia se acentúa aún más en el pequeño pueblo, que según datos de 2007 tiene aproximadamente 25 mil habitantes.

En la celebración se venera al santo patrón de Elorza, San José, pero el folclor apureño es el rey indiscutible de la fiesta. Este año se corona con su mejor sombrero y viste sus botas recién pulidas, porque entre los artistas invitados de esta edición número cincuenta y siete se cuentan reconocidos intérpretes de música venezolana, como Mayra Tovar, Jorge Guerrero, Aníbal Meza y Reinaldo Armas. El cuatro y las maracas, el arpa y las coplas, en general la música llanera, es lo único que se escucha. No se permite otro tipo de son, ritmo o canción en las Fiestas de Elorza.

Maritza Ceballos, de la comisión de Realce Turístico, afirma que “existe un aproximado de cuatrocientos cultores, entre músicos, cantantes, compositores, bailadores y artesanos. Y a nivel nacional, Elorza tiene muchos cantantes de renombre”.

El pueblo se prepara para recibir a más de treinta mil viajeros. Ceballos señala que “ya desde hace algunos años el incremento de turistas duplica la cantidad de habitantes que tiene el municipio en su totalidad”. Esto ha representado un reto para la logística de los festejos, principalmente cuando se trata de albergar el tráfico de vehículos que llegan a la población. El año pasado se contabilizaron más de treinta mil. “Los turistas vienen porque simplemente se les ofrece algo que les gusta. Cada año la afluencia de personas se incrementa porque la alcaldía ha venido mejorando los servicios que el pueblo ofrece a los visitantes”.

Preparar la celebración

Ceballos y su compañero Hugo Estrada, de la comisión de toros coleados, coinciden en que la clave para mantener el espíritu de esta fiesta criolla ha sido la organización. Estrada explica que “se trabaja en las fiestas desde que se terminan. Una vez que finalizan se analizan los aciertos y desaciertos para luego planificar las festividades del próximo año. Esto lo realiza la Fundación Fiestas en Elorza”.

En años anteriores, “se pedían colaboraciones a entes gubernamentales y se hacían vendimias para recolectar fondos” y así llevar a cabo estas fiestas patronales, expresa Ceballos. Luego, la Alcaldía asumió la responsabilidad de la organización de los festivales y actividades de este encuentro llanero. “Para estos tiempos ya existe una Fundación Fiestas en Elorza, que se encarga de toda la planificación, financiamiento y organización de las fiestas, rindiendo cuentas al finalizar cada jornada”.

En el festival infantil los niños exponen sus talentos para el baile y la música llanera. Foto Fundación Fiestas en Elorza

Entre toros y gallos

Cuatro caballos, con sus respectivos jinetes, van a todo galope detrás de un toro que corre desesperado en la arena, como si su vida dependiera de ello. Finalmente uno de los montadores alcanza la cola del animal que se desploma abatido al suelo, mientras el llanero se sujeta con firmeza a su potro para evitar caer en el caos suicida. Las nubes de tierra envuelven el cuerpo del toro que rebota y gira entre las patas de los caballos como una pelota de fútbol de cuatrocientos kilogramos, mientras intenta reunir fuerzas para levantarse y regresar al ruedo.

A diferencia de las corridas, y a pesar de las sacudidas, en los toros coleados el animal no muere. Los habitantes de la región de los llanos lo consideran casi un deporte nacional, y es uno de los eventos más concurridos en las Fiestas de Elorza. Estrada explica que “es parte de la idiosincrasia del llanero, se practica desde la época de la Independencia, y es aceptada como una actividad más en la celebración”.

Los toros coleados son tan populares como las riñas de gallos, otra de las tradiciones que ha permanecido inalterable en la localidad. Elorza es llamada “lo más criollito del mapa”, eslogan que utiliza la festividad y es autoría de Jorge Guerrero “El Guerrero del Folclor”.

Mariano Araque, de la comisión de riñas de gallos, explica que éstas son como una especie de pelea entre boxeadores, ya que los animales “se preparan, se enfrentan entre ellos mismos y gana el gallo que deja inconsciente al otro”. Agrega que los animales usados para el duelo tienen una agresividad natural, “son como los toros de lidia, si no o los pones a pelear se matan igual entre ellos”.

Agenda variada

El sábado 17 de marzo, mientras se realiza la segunda tarde de toros coleados y los participantes se disputan la Copa Leopoldo Estrada, en el Polideportivo Candelario Morales se oyen las alpargatas golpeando el suelo al ritmo de una música rápida y enérgica. Las mujeres giran sincronizadas, como si fueran muñecas de una caja musical, y los vestidos se abren como abanicos con el paso del aire mientras danzan. Se trata del Gran encuentro del Joropo.

Ese mismo día, a las 8 pm, se inaugura el Festival de Baile “Doña María Aguilera”, en homenaje a ésta destacada bailarina de joropo apureña, originaria del pueblo. Ceballos agrega que en el marco de las Fiesta de Elorza también se realiza el Festival de Canto Doña Bárbara de Oro, un evento “binacional de voz recia en honor a la mujer llanera, que este año celebra su edición número treinta”, y el Festival de Contrapunteo “Claro Digno Graterol”.

Las fiestas también son un espacio para el descubrimiento de nuevos talentos y la expresión artística de los niños y jóvenes, en el Festival Infantil “El Elorzanito”. Con esta presentación se da inicio al programa, mientras que para el gran cierre el público apureño recibe a los invitados especiales. En esta edición de las Fiestas de Elorza se concluirán las celebraciones con las actuaciones de Reinaldo Armas, Rogelio Ortiz y El Tigrito de Matanegra.

Los copleros muestran su talento en el Festival Claro Digno Graterol. Foto Fundación Fiestas en Elorza

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s